Content type
Píndola

¿Qué es y cómo crear una cuenta de correo electrónico de dominio propio?

29 Jun 2023. 09:57
Tiempo lectura
5 min. de lectura
Publicat per
Imagen colaborador
Logo Acelera pyme
Acelera pyme

Términos de uso

Es pot utilitzar el recurs per a l'ús personal o informatiu amb atribució a l'entitat red.es seguint les nostres condicions d'ús.

Etiquetes

  • Maduresa de la pime
    Tots
    Temàtica
    1. Acelera pyme
    Àmbit a digitalitzar
    1. Processos de suport

Compartir píldora

Copiar link
Entradilla

Generar una impresión profesional, evitar la publicidad no deseada, aumentar la seguridad… son algunos de los beneficios de contar con un correo electrónico con dominio propio. Sigue nuestra guía paso a paso para implementarlo en tu pyme ¡Vamos allá!

Imagen o video destacado
Imatge
Cómo crear una cuenta de correo electrónico de dominio propio
Descripción

¿Qué es un email con dominio propio personalizado?

Un email con dominio propio personalizado es una dirección de correo electrónico que utiliza el nombre de dominio de una empresa o individuo en lugar de utilizar un proveedor de correo electrónico genérico, como Gmail o Yahoo.

Por ejemplo, en lugar de tener una dirección de correo electrónico como "nombredelempleado@gmail.com", un email con dominio propio personalizado podría ser "nombredelempleado@tunegocio.com", donde "tunegocio.com" es el nombre de dominio de la empresa o sitio web.

Puede parecer un detalle sin importancia, pero te asombrarías de la cantidad de beneficios que puede traer consigo para tu empresa:

  • Genera una excelente primera impresión: La imagen de seriedad y profesionalismo es crucial para el éxito en el ámbito laboral, y esto se aplica también a la comunicación por correo electrónico. Mientras que aquellos que utilizan correos con dominios genéricos pasan desapercibidos, las empresas y autónomos que optan por un correo con dominio propio no solo se aseguran ser reconocidos de inmediato, sino que también transmiten un alto nivel de profesionalidad. Por ejemplo:
  • Es breve y fácil de recordar: Un correo con dominio propio permite registrar direcciones simples y memorables. Esto facilita su retención y evita errores al escribirlas por parte de clientes o proveedores.
  • Sin publicidad: Las cuentas gratuitas suelen incluir publicidad y son objetivos atractivos para el correo no deseado. En cambio, un correo con dominio propio se basa en un sistema de pago, lo que asegura la ausencia de publicidad y reduce el riesgo de spam.
  • Mayor seguridad: Las cuentas gratuitas son blancos preferidos de ciberdelincuentes y son altamente vulnerables a ataques de phishing, virus y troyanos. Las cuentas con dominio propio ofrecen una mayor resistencia a este tipo de amenazas.
  • Es duradero: Un correo con dominio propio garantiza independencia frente al proveedor de correo. Si el proveedor cambia su oferta o si la empresa deja de existir, el propietario del dominio no se verá afectado y podrá trasladarse a otro proveedor sin problemas.

 

Paso a paso para implementar un dominio propio en tu correo electrónico

A continuación, te dejamos un guía paso a paso:

  1. Elige un proveedor de servicios de correo electrónico: investiga proveedores confiables que ofrezcan servicios de correo electrónico con dominio propio. Algunos ejemplos populares son Google Workspace, Microsoft 365, Zoho Mail y FastMail.
  2. Suscríbete al servicio de correo electrónico: visita el sitio web del proveedor de correo electrónico de tu elección y selecciona el plan adecuado para tus necesidades. Sigue las instrucciones para suscribirte al servicio y configurar tu cuenta. Podrás elegir la duración del plan, la cantidad de cuentas que necesitas y muchas otras funcionalidades.
  3. Registra un dominio: después de suscribirte al servicio de correo electrónico, necesitarás registrar un nombre de dominio que refleje tu identidad o tu negocio. Puedes utilizar servicios de registro de dominios como GoDaddy, Namecheap o Google Domains. Sigue las instrucciones del proveedor para buscar y registrar un dominio disponible. Además, algunas de estas herramientas también ofrecen la posibilidad de verificar la disponibilidad del dominio.
  4. Completa el proceso: una vez cuentes con tu propio dominio y hayas seleccionado el plan óptimo según tus necesidades, configura información secundaria para terminar el proceso.

Si has llegado hasta aquí, ya sabes todo lo necesario para tener un correo electrónico de dominio propio. ¡No lo dudes y sigue digitalizando tu pyme!

¿Te ha gustado este contenido?
Encara no s'ha enviat cap vot.